Hamburgo: de patito feo a un bello cisne

La segunda ciudad más poblada de Alemania, ha protagonizado en los últimos años una espectacular transformación urbanística. Esta ciudad-estado, ha apostado por un cambio ecológico e innovador, reinventando su gran puerto a orillas del río Elba. Hamburgo: de patito feo a un bello cisne.

Speicherstadt, el barrio de almacenes más grande del mundo
HafenCity de Hamburgo
La Iglesia de Santa Catalina y al fondo la torre gótica de la Iglesia de San Nicolás, vistas desde el Speicherstadt
 Los edificios de ladrillo del Speicherstadt
Interior de una de las nuevas cafeterías en los locales de antiguos almacenes

“HafenCity es una de las mayores transformaciones urbanísticas del norte de Europa, consiguiendo agrandar el caso urbano antiguo en más de un 40 por ciento”

Hamburgo se está reinventando. La Hafencity, el nuevo barrio junto al puerto que ya alberga oficinas, viviendas y servicios, presidida por la controvertida Filarmónica del Elba (“Elbphilharmonie”), luce espectacular. Ningún rey, ni noble ha dominado esta ciudad-estado que lideró la importantísima Liga Hanseática durante la Edad Media. Y eso se nota. El suntuoso ayuntamiento de finales del siglo XIX, cuya fachada neorrenacentista preside la plaza Rathaus Markt , alberga también el Senado y dicen que posee más habitaciones que el Palacio de Buckingham.

Ayuntamiento de Hamburgo

Hamburgo sorprende. Te esperas una típica ciudad portuaria, anodina y gris pero encuentras todo lo contrario. La mayor transformación urbanística del norte de Europa, pretende agrandar el casco urbano antiguo en un 40 por ciento. Allí en donde se ubicaban los obsoletos almacenes portuarios, ahora son bonitos edificios Patrimonio de la Humanidad. Se trata del mayor complejo de almacenes del mundo. Con una arquitectura homogénea y construidos sobre miles de pilotes de madera. Todos ellos unidos por una red de calles, canales y puentes.

Vistas del Speicherstadt de Hamburgo, desde uno de sus canales

La capacidad de almacenamiento era enorme: con hasta siete pisos de altura y un total de 500.000 metros cuadrados de superficie, aquí se almacenaban café, té, alfombras y especias. Una de las atracciones turísticas más recomendadas es recorrer el puerto y el Speicherstadt (“la ciudad almacén”) en una barca. De día y de noche. Ambas opciones son interesantes. El tour diurno te permite contemplar la HafenCity y la Filarmónica del Elba desde el mar, pudiendo apreciar éste magnífico edificio al que muchos hamburgueses consideran feo y antiestético. A mí me encantó. 

Dos perspectivas distintas del edificio que alberga la Filarmónica del Elba.
Detalle de la Filarmónica del Elba desde a HafenCity

“La construcción de la Filarmónica del Elba ha tardado 14 largos años, desde que en 2003 se encargó su construcción a los arquitectos suizos Herzog&de Meuron. Las disputas, problemas legales y los consiguientes retrasos, han convertido a este edificio en un foco de conflictos. Inicialmente presupuestado por 77 millones de euros, finalmente costo 10 veces más. Ahora es una de las mejores salas de concierto del mundo y el emblema de Hamburgo”

Plaza interior de la Filarmónica del Elba

Levantada sobre un almacén de ladrillo original e inaugurada en enero de 2017, a pesar de muchos, hoy es el emblema de la ciudad. Sin duda, el proyecto cultural más caro de Alemania, cuya ejecución estuvo protagonizada por sobrecostes y retrasos. Una escalera mecánica, dicen que la más larga del mundo, te sube por  un “tubo” blanco, desde el que no divisas el final hasta llegar al atrio y el ventanal panorámico de 360 grados con magníficas vistas de la ciudad y el puerto. La mejor panorámica de la ciudad. Una tienda de souvenirs muy recomendable, un hotel de cinco estrellas, cafeterías y restaurantes, completan la planta. La sala de conciertos no se visita. El auditorio central está aislado del resto del edificio y dicen que posee una de las mejores acústicas del mundo, gracias al japonés Yasuhisa Toyota, un experto mundial en la materia.

Vistas del puerto de Hamburgo al atardecer desde la terraza panorámica de la Filarmónica del Elba

El tour por el puerto también incluye el paso por las esclusas, las terminales de cruceros y los enormes cargueros con miles de contenedores. El de Hamburgo es el segundo puerto mercante más grande de Europa, sólo por detrás de Rotterdam. Es muy interesante recorrerlo por el mar. 

El mítico Queen Mary 2 de la Cunard, amarrado en el puerto de Hamburgo
Astilleros del puerto de Hamburgo

Anochece en Hamburgo. A la puesta de sol, los edificios de ladrillo del Speicherstadt se iluminan y también los canales y puentes. A las ocho de la tarde de un mes de septiembre, ya no hay nadie por la calle y tienes “todo” el Speicherstadt para tí… Es una visión bucólica de una ciudad industrial. Una bella contradicción. Saborear este Hamburgo de luces y ladrillos es muy atractivo.

Vista nocturna de Hamburgo, cerca del puerto
Vista nocturna de la sede del famoso periódico alemán Der Spiegel, ubicado al final del Speicherstadt
El restaurante Wasserschloss en la confluencia de dos canales del Speicherstadt, una de las imágenes icónicas de Hamburgo
    SABES QUÉ…

  • Hamburgo acoge la mayor fiesta portuaria del mundo, la Hafengeburtstag, que se celebra anualmente el segundo fin de semana de mayo, con más de millón y medio de personas
  • En Hamburgo viven la mayor densidad de millonarios en Alemania 
  • Hamburgo es la segunda ciudad más poblada de Alemania, por detrás de Berlín
  • Son tres los ríos de esta ciudad: Elba, Alster y Bille. 
  • Hamburgo es la urbe con más zonas verdes de Alemania
  • Hamburgo tiene más puentes que Venecia y Amsterdam juntas
  • En 1960, los Beatles desembarcaron en el puerto de Hamburgo para dar uno de sus conciertos y fue en esta ciudad en la que grabaron su primer disco 
  • Una vez finalizada la Filarmónica del Elba, superó en más de 700 millones de Euros el presupuesto inicial 
  • El origen de las hamburguesas proviene de una albóndiga redonda de carne picada (Frikadellen), que los inmigrantes alemanes que cruzaron el atlántico hasta Nueva York se les ocurrió aplastar y añadirles rebanadas de pan 
  • Hamburgo ha sido destruida en dos ocasiones. En el gran incendio de 1842 y durante la Segunda Guerra Mundial, bombardeada por los ingleses y americanos, en la llamada operación Gomorra. La ciudad quedó destrozada. Pero Hamburgo ha sabido resurgir de sus cenizas y reinventarse.

Autor entrada: Bea

Bea
Soy Bea. Me encanta viajar y fotografiar. Viajo desde siempre y siempre que puedo . Conocer , experimentar y rodar por el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *