Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava

Ava Gardner tuvo sus motivos para enamorarse de este lugar, uno de los iconos de la Costa Brava. La actriz hollywoodiense llegó a esta localidad en los años 50 para rodar una de sus películas y se enamoró de ella. Y no es de extrañar, Tossa de mar, la perla de la Costa Brava, seduce a todo aquel que la visita.

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava

 

Ava Gardner y Tossa de Mar

Tanto le gustó la Costa Brava a Ava, que decidió residir en España durante varios años, eso sí, vigilada de cerca por su tempestuoso amor Frank Sinatra que en un ataque de celos cruzó el Atlántico para estar en Tossa con su amada. La actriz, en 1950 aterrizó en Barcelona, situada a poco más de 100 kilómetros de la localidad gerundense, en donde rodaría “Pandora y el holandés errante” de Albert Lewin.

En las primeras imágenes de la película se ven conversaciones en catalán entre los pescadores locales y, como no, un tablao flamenco. La Tossa de Mar de los años 50 todavía estaba lejos de convertirse en una potencia turística, sin embargo, su característico fortín ya se erigía presidiendo un lateral de la Platja Gran, la Playa Grande que se abre frente al barrio de Vila nova que fue creciendo fuera de los muros de la fortificada Tossa.   

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava
Estatua dedicada a Ava Gardner en Tossa de Mar

Es entendible que la bella Ava supiera captar tanta preciosidad y otros muchos lo hicieron antes que ella. Existen vestigios de presencia humana desde el paleolítico tal y como muestra el Museo Municipal de Tossa. Pero fue en la época romana y con el nombre de Turissa cuando alcanzó esplendor. Podemos encontrar restos de villas romanas como las de Els Ametllers (siglo I-IV d.C) en el centro del pueblo, o Mas Carbotí y Les Alzines en el término municipal. Todas ellas muestran la importancia de Tossa cuando formaba parte de la provincia de Tarraco.

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava se puede pasear a pie para disfrutar de todo lo que ofrece. Recomiendo aparcar el coche en el parking ubicado frente a la Platja Gran y al lado de la Oficina de Turismo. En un agradable recorrido se pueden visitar muchos lugares atractivos como los que detallo a continuación.

Platja Gran, la Playa Grande

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava
Platja Gran vista desde el recinto amurallado

Como su nombre indica, este arenal ancho y de 400 metros de longitud es la mayor playa de la localidad. Tranquila en las primeras horas del día, se va llenando hasta ser la playa mas frecuentada. Aquí es obligado un chapuzón en una visita a Tossa de Mar. Ninguna playa ofrece las soberbias vistas del recinto amurallado situado en un lateral, una preciosa escena mientas te bañas y tomas el sol. Desde aquí salen barcos para realizar un recorrido por la costa y visitar las calas y cuevas que circundan Tossa, como Cala Giverola.

Entre murallas y almenas

Torre de ses hores en el recinto amurallado

El recinto amurallado de Tossa de mar, declarado Monumento Histórico Artístico Nacional en 1931, es visible desde cualquier punto de la costa de Tossa y el emblema de la población. Esta bonita fortificación medieval es la única existente en el litoral catalán. La estructura actual es fruto de las diferentes restauraciones de la original del siglo XII. Sus cuatro torreones y tres torres cilíndricas embellecen este bastión que sin duda es la joya de Tossa. A mi me gusta acceder a la Vila Vella (Villa Antigua) por la pendiente que lleva a la Torre de ses hores, Torre de las horas. Durante parte del siglo XX, los bajos de esta torre sirvieron de calabozo para “delincuentes, vagabundos y borrachos”. 

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava

Se encuentra en el ángulo central de la muralla, defendiendo la puerta de entrada a la Vila Vella. Su nombre proviene de las dos dos campanas que se colocaron en el siglo XVIII junto al único reloj público. Siempre que visito Tossa de Mar me gusta acceder a la parte antigua por la cuesta que sube hasta poder divisar desde un mirador la bonita Platja d’es Codolar, una antigua playa de pescadores convertida en una recoleta cala entre acantilados, muy solicitada en verano. 

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava
Platja d’es Codolar en Tossa de Mar

Y ahora llega una sorpresa. Por una especie de agujero en la muralla llamado Forat del Dimoni (agujero del demonio) se puede atravesar agachándote para entrar en la Vila Vella ya dentro de los muros. 

A punto de atravesar el Forat del Dimoni para acceder a la Vila Vella


La preciosa Vila Vella

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava
Museo Municipal de Tossa de Mar

El interior de la Vila Vella es un espacio con mucho encanto y muy bien cuidado. Sus estrechas y sombrías callejuelas empedradas y decoradas con flores, dan un respiro en pleno verano. Algunas de las antiguas casas tienen ventanales góticos bien decorados. En el siglo XV, momento de máximo esplendor, la Vila Vella estaba compuesta por más de ochenta casas. La mayoría de las viviendas aprovecharon la muralla como pared de fondo y a partir del siglo XVI, la población empezó a expandirse extramuros.

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava

La historia de la Vila Vella se inicia con un antiguo abad del Monasterio de Ripoll, importante centro cultural en Cataluña en la Edad Media. Como propietario de estas tierras, hizo construir el castillo y las murallas allá por el siglo XII. La Vila Vella se recorre a través de su muralla, contemplando las magníficas vistas del Mar Mediterráneo

Dentro de la fortificación se situaba, en el punto más alto, el Castillo de Vila Vella, hoy en día el Faro de la fortificación, el Far de Tossa, formando parte de la cadena de luz de esta parte de la costa hasta llegar a Barcelona

Este edificio a 60 metros de altura sobre el nivel del mar, se construyó en 1917 y actualmente acoge un Centro de Interpretación de los Faros del Mediterráneo. Las vistas a medida que se va ascendiendo al faro son preciosas. 

Dentro de la Vila Vella se encuentran las ruinas de una antigua iglesia y así mismo la iglesia gótica de San Vicenç, una magnífica construcción que se eleva en lo que antes era una iglesia románica. Es interesante descender por la Vila Vella en el extremo opuesto a la ascensión, en este caso observando la Platja Gran entre torres de vigía y cañones.

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava

Barrio de Sa Roqueta

Ya fuera de los muros de la Vila Vella, encontramos el barrio de Sa Roqueta, un tradicional barrio de pescadores, cuando la población empezó a expansionarse en el siglo XVI. Las actividades pesqueras y comerciales llevaron a la formación de un grupo de casas cerca de Codolar situadas a poca distancia de la puerta de la Vila, para en caso de peligro, los habitantes pudieran refugiarse dentro de las murallas.

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava

Las casas más antiguas de la Roqueta data de los siglos XVI-XVIII y están edificadas sobre la roca natural. Son de planta baja y piso con pavimento de madera y paredes de piedra. Pasear por el barrio de la Roqueta es saborear el encanto y sencillez del mundo de los pescadores de antaño.

En una de las esquinas llamada de “las pescaderias” (Ses Peixateries), las pescaderas “cantaban el pescado” en la subasta de pescado. A finales del XIX el mercado de pescado de Tossa se separó del resto de mercados de la Villa y se convirtió en un punto neurálgico para la sociedad de Tossa, teniendo una fuerte actividad durante el siglo XX. Con el final de la subasta del pescado, se cerró en 1994, coincidiendo con la jubilación de la última pescadera. Una escultura conmemorativa, recuerda el lugar.

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava

En Tossa destaca la Iglesia Parroquial de San Vicente de estilo neoclásico que se empezó a construir en el año 1755, para albergar a los feligreses fuera de los muros, ya que la antigua (situada dentro del recinto amurallado), se había quedado pequeña. Destaca el volumen de su nave central, decorada originalmente con retablos e imágenes de estilo barroco popular, quemados durante la guerra civil, a excepción del de la Purísima.

Playas y calas de Tossa 

En la villa marinera de Tossa de Mar se puede disfrutar de cuatro playas: en un extremo Es Codolar, seguida por Platja Gran Platja del Reig (según la climatología no siempre tiene arena) y en el extremo opuesto la Platja de la Mar Menuda. Esta última, se caracteriza por presentar en su extremo norte una pequeña cala, conocida como “la bañera de las mujeres”, que debido a su escasa profundidad y a sus aguas tranquilas, la convierten en un lugar idóneo para el baño con niños. 

Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava

Siguiendo la costa en dirección norte a Sant Feliu de Guixols, la sinuosa carretera está salpicada por bonitas calas como las pequeñas Cala Bona y Cala Pola a pocos kilómetros de Tossa; Cala Giverola, frecuentada por turismo internacional con apartamentos y alojamientos bien camuflados entre las laderas, hasta la que llegan los barcos con el fondo de cristal que salen desde la Platja Gran. Cala Futadera a 6 kilómetros de Tossa a la que no llega transporte público y es accesible solo con coche hasta el desvío de la carretera. Después hay que continuar a pie y bajar por un largo tramo de escaleras. Esta  cala pequeña y sin servicios es muy tranquila. La poca profundidad y el fondo arenoso de su bahía le confieren unos colores muy atractivos. Se recomienda visitarla por la mañana para poder disfrutar del sol.

A 8 kilómetros de Tossa se ubica Cala Salions, en una urbanización privada. Durante muchos veranos, he pasado buenos momentos en ella gracias a mi amiga Neus y su apartamento en la zona alta de la cala. Tengo excelentes recuerdos de Salions, cuando mi hija era pequeña y disfrutábamos de fantásticos baños en un agua cristalina. La Costa Brava es uno de mis lugares en el mundo. 

La Costa Brava es sol, playa, calas escondidas entre la vegetación y pinos que prácticamente llegan al mar.  Aguas cristalinas, tranquilidad, caminos de ronda, poblaciones marineras con encanto… como Tossa de Mar, la perla de la Costa Brava.

Enlaces de interés

https://www.infotossa.com/es

https://www.visitacostabrava.com/es/tossa-de-mar

https://www.catalunya.com/tossa-de-mar-2-1-172023?language=es

https://www.centraldereservas.com/hoteles/espana/cataluna/girona/tossa-de-mar

Autor entrada: Bea

Soy Bea. Me encanta viajar y fotografiar. Viajo desde siempre y siempre que puedo . Conocer , experimentar y rodar por el mundo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *